lunes, 1 de marzo de 2010

Caillebotte: Una calle de París


1 comentario:

toño dijo...

El preocupado chevalier, ante la llovizna pertinaz, parece presagiar un encharcamiento en Saint Chalco-Popotla, su arrondissement [vulgo: barrio], lo cual no es precisamente una posibilidad muy halagüeña porque no ha comprado botas ni patito de hule para tales contingencias...